< <  

Jueves, 9 de abril de 2015

  > >

Semana de Pascua


Hechos 3:11-26
Salmos 8:2, 5-9
Lucas 24:35-48

Ver Lecturas en Inglés
Reflexiones Similares

This piece of content is currently only available in English.

en el nombre de jesús

"Por haber creído en su Nombre, ese mismo Nombre ha devuelto la fuerza al que ustedes ven y conocen" (Hechos 3:16).

El nombre de Jesús tiene el máximo poder. En el nombre de Jesús, los cojos caminan (Hch 3:6). Al nombre de Jesús, se dobla toda rodilla en el cielo, en la tierra, y en los abismos (Fil 2:10-11). "Porque no existe bajo el cielo otro Nombre dado a los hombres, por el cual podamos alcanzar la salvación" (Hch 4:12).

No es de extrañar que en este mundo secular se retiren los cuadros de Jesús de las escuelas y de los lugares de trabajo y rechaza que se pueda mencionar el nombre de Jesús. La cultura secular prohíbe el orar en sus instituciones. La gente se siente incómoda al mencionar el nombre de Jesús pues no sabe qué podría pasar. Como los líderes del Sanedrín judío, esta cultura hace claramente que se: "les prohibieron terminantemente que dijeran una sola palabra o enseñaran en el nombre de Jesús" (Hch 4:18).

El mundo no quiere compartir el poder con Jesús, porque el mundo odia a Jesús como un Señor rival (ver Mt 6:24), y nadie puede tener dos amos. Uno u otro debe irse, Jesús o el mundo. Entonces, expulsa el mundo, la carne y el diablo de tu vida y entrona a Jesús como tu Señor y Maestro. Menciona su nombre poderoso públicamente. Los ciudadanos de un mundo perdido, roto y doloroso actúan por ignorancia (Hch 3:17) e instintivamente rechazan a Jesús por miedo a perder poder. No obstante, estas personas necesitan desesperadamente escuchar las Buena Noticia que trae Jesús. Proclama el nombre de Jesús que lleva a todos a la salvación (Hch 4:12).

Oración:  Jesús, que sea para mí una segunda naturaleza el que tu nombre salte a mis labios en todas las circunstancias.

Promesa:  "Así el Señor les concederá el tiempo del consuelo y enviará a Jesús, el Mesías destinado para ustedes" (Hch 3:20).

Alabanza:  Alabanzas a ti Señor Jesús, "Rey de los reyes y Señor de los señores" (Ap 19:16), "Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida" (Jn 14:6).

Referencia:  (Esta enseñanza fue presentada por un miembro del equipo editorial).

Rescripto:  †Reverendísimo Joseph R. Binzer, Obispo auxiliar y Vicario general de la Arquidiócesis de Cincinnati, 1 de abril de 2015

El Nihil Obstat establece que no existe impedimento para la publicación de un libro o folleto. No implica acuerdo con contenido, opiniones o afirmaciones expresadas en el mismo.