< <  

Domingo, 26 de mayo de 2019

  > >

6to domingo de Pascua


Hechos 15:1-2, 22-29
Apocalipsis 21:10-14, 22-23
Salmos 67: 2-3, 5-6, 8
Juan 14:23-29

Ver Lecturas en Inglés
Reflexiones Similares

This piece of content is currently only available in English.

decisiones, más decisiones, y aun más decisiones

"El Espíritu Santo, y nosotros mismos, hemos decidido" (Hechos 15:28).

Jesús prometió que el Espíritu Santo, el Paráclito que viene en nuestra ayuda, nos guiaría a toda verdad (Jn 16:13). Por el poder del Espíritu Santo, podemos tomar decisiones que serán milagrosamente sabias y previsoras (ver Hch 15:28ss). El Señor ha prometido: "Invócame y te responderé, y te anunciaré cosas grandes e impenetrables, que tú no conocías" (Jer 33:3).

Para tomar buenas decisiones, debemos ser conscientes del contexto eterno de todas las decisiones. También necesitamos conocer el futuro o conocer a alguien que conozca el futuro. En fin, debemos conocer toda la información relevante. Para las decisiones importantes, significa conocer el pasado, el presente, y los corazones de las personas involucradas en nuestras decisiones.

Obviamente, tendrías que ser Dios que todo lo sabe para conocer lo necesario para tomar decisiones correctas. El Espíritu Santo es Dios (2 Co 3:18). Él puede enseñarnos todo (Jn 14:26) porque Él lo sabe todo (ver 1 Co 2:10-11).

Podemos tomar mala decisión repetidas veces a lo largo de la vida, e incluso tomar una mala decisión final e ir al infierno. Entonces podremos dar excusas para siempre por nuestras malas decisiones. Alternativamente, podemos ser dóciles al Espíritu Santo. ¡Ven, Espíritu Santo!

Oración:  Padre, que muchas personas se conviertan a la fe al ver la excelencia de mis decisiones.

Promesa:  "El que Me ama será fiel a Mi palabra, y Mi Padre lo amará; iremos a Él y habitaremos en Él" (Jn 14:23).

Alabanza:  ¡Aleluya! ¡Jesús es la Resurrección y la Vida! (Jn 11:25) ¡Toda gloria sea para Él!

Rescripto:  †Reverendísimo Joseph R. Binzer, Obispo auxiliar y Vicario general de la Arquidiócesis de Cincinnati, 23 de enero de 2019

El Nihil Obstat establece que no existe impedimento para la publicación de un libro o folleto. No implica acuerdo con contenido, opiniones o afirmaciones expresadas en el mismo.