< <  

Jueves, 23 de febrero de 2017

  > >

san Policarpo


Eclesiástico 5:1-8
Salmos 1:1-4, 6
Marcos 9:41-50

Ver Lecturas en Inglés
Reflexiones Similares

This piece of content is currently only available in English.

¿pasas la sal?

"Porque cada uno será salado por el fuego" (Marcos 9:49).

Jesús dice que tú y yo "seremos salados por el fuego" (Mc 9:49). Los usos de las escrituras para la sal revelan varios posibles significados:

  • La sal se usaba para sellar una alianza (2 Cr 13:5; Lev 2:13). Tenemos que ser rociados continuamente con la sal de la purificación, el fuego purificador del arrepentimiento (Mal 3:2-3) para ser fieles a nuestra alianza bautismal con el Señor.

  • El incienso se utilizó "para ser un perfume salado, puro y santo" (Ex 30:35). El incienso representa nuestras oraciones (Ap 5:8, 8:3-4). Nuestra vida de oración debe ser salada con fuego devorador de Dios (Heb 12:29) de amor para "mantenernos puros y sagrados".

  • "Cada ofrenda que presentes al Señor, será sazonada con sal" (Lev 2:13). Ofrecemos nuestros cuerpos a Dios como sacrificios vivos (Rom 12:1). Los sacrificios físicos tales como el ayuno y la abnegación son como riegos de fuego que nos ayudan a ser puros y evitar el infierno (Mc 9:43ss). Este tipo de sal purifica y preserva de la muerte (ver 2 Re 2:21).

  • La sal conserva (Tob 6:6) y sazona (Jb 6:6). Paradójicamente, un salpicado con fuego, que nos podría destruir, en realidad puede preservar en nosotros lo que es digno (ver 1 Co 3:12-15).

"Ustedes son la sal de la tierra" (Mt 5:13). ¡Déjese salpicar por el fuego!

Oración:  Padre, no solo rocíame con fuego; hazme una llama con Tu amor.

Promesa:  "Que haya sal en ustedes mismos y vivan en paz unos con otros" (Mc 9:50).

Alabanza:  San Policarpo, discípulo de los apóstoles originales, fue quemado en la hoguera por su fe en Jesús.

Referencia:  (Esta enseñanza fue presentada por un miembro del equipo editorial).

Rescripto:  †Reverendísimo Joseph R. Binzer, Obispo auxiliar y Vicario general de la Arquidiócesis de Cincinnati, 30 de noviembre de 2016.

El Nihil Obstat establece que no existe impedimento para la publicación de un libro o folleto. No implica acuerdo con contenido, opiniones o afirmaciones expresadas en el mismo.