< <  

Lunes, 19 de setiembre de 2016

  > >

san Genaro


Proverbios 3:27-34
Salmos 15:2-5
Lucas 8:16-18

Ver Lecturas en Inglés
Reflexiones Similares

This piece of content is currently only available in English.

posición privilegiada

"No se enciende una lámpara para cubrirla con un recipiente o para ponerla debajo de la cama, sino que se la coloca sobre un candelero, para que los que entren vean la luz" (Lucas 8:16).

Jesús nos manda a colocar su luz sobre un candelero y proclamar el evangelio al mundo entero (Lc 8:16). Él igualmente dijo que Su Palabra llegaría a la gente aun si nosotros falláramos en proclamarla. "Porque no hay nada oculto que no se descubra algún día, ni nada secreto que no deba ser conocido y divulgado" (Lc 8:17).

Jesús puede hacer el trabajo sin nosotros. Él nos llama no tanto porque nos necesite sino porque nosotros lo necesitamos a Él. La evangelización es más que nuestra obligación, es nuestro privilegio. ¡Qué gran honor es poder servir a Dios mismo! Como el salmista, debemos orar: "Vale más un día en tus atrios que mil en otra parte; yo prefiero el umbral de la Casa de mi Dios antes que vivir entre malvados" (Sal 84:11).

Cuando servimos y oramos, trabajamos y sufrimos por el Señor, no le hemos hecho ningún favor a Él. Él nos ha favorecido permitiéndonos ser parte de su Reino. "Cuando hayan hecho todo lo que se les mande, digan: 'Somos simples servidores, no hemos hecho más que cumplir con nuestro deber' " (Lc 17:10). Agradece al Señor el privilegio de vivir y morir para Él.

Oración:  Jesús, ¿por qué moriste por mí? ¿Realmente valgo tanto para ti? Te amo.

Promesa:  "Él se burla de los insolentes y concede su favor a los humildes" (Prov 3:34).

Alabanza:  San Genaro fue martirizado cerca del 305 A.D. La sangre que él derramó por el amor a Jesús, es aun un signo del gran poder de Dios.