< <  

Viernes, 10 de julio de 2015

  > >
Génesis 46:1-7, 28-30
Salmos 37:3-4, 18-19, 27-28, 39-40
Mateo 10:16-23

Ver Lecturas en Inglés
Reflexiones Similares

This piece of content is currently only available in English.

finales felices

"El Señor se preocupa de los buenos y su herencia permanecerá para siempre" (Salmos 37:18).

Israel lloró amargamente por su hijo, José, quien, se asumía estaba muerto. "Sus hijos y sus hijas venían a consolarlo, pero él rehusaba todo consuelo, diciendo: "No. Voy a bajar enlutado a donde está mi hijo, a la morada de los muertos". Y continuaba lamentándose" (Gn 37:35). Después de quince años de intenso dolor, Israel descubrió que José estaba vivo. "No se conmovió; porque no les podía creer" (Gn 45:26). Israel se dispuso a ver a José. Cuando José encontró a su padre, él "lo estrechó entre sus brazos y lloró un largo rato, abrazado a su padre" (Gn 46:29). ¡Un final milagroso y feliz!

Si eres cristiano, tus enemigos te arrestarán (o interferirán) y te azotarán (a veces con burlas y calumnias) (Mt 10:17). Te llevarán a juicio y serás traicionado (ignorado o tema de chismes) por tus parientes, hijos o familia (Mt 10:21). "Ustedes serán odiados por todos" (Mt 10:22). Sin embargo, al final, Lo verás cara a cara y llevarás su Nombre en la frente. El Señor te conducirá "hacia los manantiales de agua viva. Y Dios secará toda lágrima de sus ojos" (Ap 7:17). ¡Otro final milagroso!

Jesús fue torturado, crucificado y asesinado. Luego, al tercer día, resucitó de entre los muertos. "Si por la noche se derraman lágrimas, por la mañana renace la alegría" (Sal 30:6). ¡El sumo final feliz!

La apostasía en masa se está acercando (2 Tes 2:3). El mundo puede terminar pronto. "Esa misma palabra de Dios ha reservado el cielo y la tierra de ahora para purificarlos por el fuego" (2 Pe 3:7). "El mismo Señor descenderá del cielo" (1 Tes 4:16) ¿Otro más final milagroso?

Oración:  Padre, dame gracias especiales a la hora de mi muerte o al final del mundo.

Promesa:  "Aquél que persevere hasta el fin se salvará" (Mt 10:22).

Alabanza:  Jorge no tuvo una historia dramática de conversión, pero su constante fidelidad condujo a otros a Cristo y a su Iglesia.

Rescripto:  †Reverendísimo Joseph R. Binzer, Obispo auxiliar y Vicario general de la Arquidiócesis de Cincinnati, 10 de febrero de 2015

El Nihil Obstat establece que no existe impedimento para la publicación de un libro o folleto. No implica acuerdo con contenido, opiniones o afirmaciones expresadas en el mismo.